ROBÓTICA

ABB actualiza el robot IRB 1100 con alta protección para salas blancas

ABB amplía su oferta de robots para automatizar procesos en industrias sensibles garantizando alta protección, flexibilidad y aumento del rendimiento

La nueva versión del IRB 1100 Cleam Room está orientada a dar respuesta a los procesos que se desarrollan en las denominadas salas blancas, ya sean en sectores como el farmacéutico, laboratorios o en procesos en donde se trabajan con componentes semiconductores.

El modelo IRB 1100 de ABB es un robot industrial de 6 ejes que se ha convertido en un estandarte para el fabricante líder en el sector. Con tiempos de ciclo un 35% más rápido que por ejemplo el IRB 120, garantiza el aumento de productividad y de calidad gracias a una repetibilidad que llega a alcanzar el 0.01 mm. La versión Cleam Room con capacidad de carga útil de 4 kg, se encuentra disponible en dos modelos que varían principalmente en su alcance de longitud (475 y 580mm).

Por sus reducidas dimensiones el robot está perfectamente acondicionado para poder ser integrado en células de montaje para manipulación de componentes y ensamblaje. Certificado según ISO 14644-1, este robot compacto incorpora pintura higiénica y un sistema de sellado que garantiza que no tenga fugas que puedan contaminar el ambiente de grasa, aceite o partículas. Además las articulaciones han sido cuidadosamente diseñadas para reducir la posibilidad de que se generen bacterias contaminantes entre los espacios.

Robot de ABB IRB1100 para salas blancas

Si bien muchos fabricantes quieren aprovechar el proceso de ensamblaje rápido y preciso que puede ofrecer la robótica, muchas tecnologías avanzadas son sensibles a los contaminantes y requieren condiciones estrictas de sala limpia”, señala Antti Matinlauri, director de gestión de productos de ABB Robotics. “La versión de sala limpia de nuestro IRB 1100 es única, ofrece una carga útil de 4 kg y un alcance por debajo de 500 mm, al tiempo que ofrece la mejor precisión repetible de su clase. El IRB 1100 establece un nuevo punto de referencia y podrá respaldar a los equipos de salas blancas en toda la industria, lo que les permitirá aprovechar al máximo la automatización en estos entornos exigentes, incluidos tiempos de ciclo más rápidos y una productividad mejorada, incluso en espacios reducidos“.

Hasta la fecha ABB ponía a disposición de sus clientes el robot IBR 120 para salas blancas. La nueva versión del IRB 1100 amplía su oferta de soluciones, siendo este último un 10% más pequeño, un 20% más ligero y con una ISO 4 que garantiza los más altos estándares de calidad para entornos higiénicos de la Industria 4.0.

Fuente: ABB.com

Revista de Robots te recomienda:

Esta Web utiliza Cookies para mejorar tu experiencia. Si las aceptas, asumimos que estás de acuerdo con ellas. OK Leer Más